06/01/2015

El día 14 de mayo 2015 se realizó en el local comunal de la zona de José Carlos Mariátegui, distrito de Villa María del Triunfo, el taller “Convivencia y seguridad ciudadana, compromiso de todos”, organizado por el “Colectivo de Convivencia Ciudadana”

El taller contó con la activa participación de más de 30 vecinos, miembros de juntas vecinales, miembros de organizaciones sociales base, representantes del grupo Coalición Comunitaria, representantes de la Municipalidad de Villa María del Triunfo y de la comisaría de la zona de José Carlos Mariátegui, así como con el padre Juan Febrero. El objetivo del evento fue promover entre los participantes un entendimiento de la Seguridad Ciudadana como tarea de todos.

Es por ello que, después de exposiciones introductorias del Gerente de Seguridad Ciudadana de la municipalidad, de la gobernadora, de Nancy Mejía del equipo de SC del IDL, así como de Elmo Molina, ex pandillero, se realizó una actividad de análisis grupal.

Los participantes fueron divididos en 4 grupos, cada grupo debía responder una de las siguientes preguntas

  1. Identificar los principales problemas de inseguridad que se viven en la zona
  2. ¿Por qué se da el problema?
  3. ¿Quiénes son los responsables?
  4. Propuestas y alternativas de solución al problema

Luego de 30 minutos de ávidas discusiones al interior de los grupos, conformados por vecinos de diferentes edades, miembros de juntas vecinales y autoridades, los propios vecinos presentaron los resultados del análisis.

Así, se concluyó que los principales problemas en José Carlos Mariátegui son: El pandillaje, el consumo de drogas, los robos y asaltos, y la violencia familiar.

En ese sentido, el segundo grupo explicó que las causas de estos problemas no son solo económicas (falta de trabajo de quienes incurren en el delito y la violencia), sino también la falta de compromiso por parte de las autoridades responsables de atender estos problemas, la misma que se expresa en la falta de un plan bien definido de seguridad ciudadana y en la carencia de un plan cultural para utilizar los espacios públicos. Vinculada a esta causa está la falta de coordinación entre las instituciones existentes en el distrito.

Otras causas identificadas son el control insuficiente de los centros de venta de alcohol, así como la falta de un plan urbano y de expansión urbana del distrito, lo cual ha generado un crecimiento desordenado y denso del distrito. Además se identificaron deficiencias en los programas sociales estatales y locales relativos a la promoción de la cultura, el deporte y la educación. Por otro lado, se identificó como causa adicional la falta de preocupación por parte de los vecinos frente al problema de la inseguridad.

Consiguientemente, el tercer grupo presentó los resultados de su búsqueda de actores responsables propiciar o perpetuar estos problemas: Por un lado, son los padres de familia que no prestan la debida atención a sus hijos, así como las y los vecinos que no se organizan y que tienen poco compromiso con el barrio.

Por otro lado, es la Municipalidad que no cumple su papel como autoridad local, y específicamente el alcalde, que ha demostrado una falta de liderazgo. Además, la policía que no actúa con eficacia puesto que falta rapidez en sus respuestas, al demorarse en llegar al lugar de los hechos. Pero la labor de la policía es dificultada por la fiscalía, que frecuentemente suelta a los micro-comercializadores de droga, echando a perder la labor de investigación policial.

El grupo recalcó que todos estos actores comparten responsabilidad en la grave situación de inseguridad, debido a que no articulan de manera suficiente su trabajo.

Finalmente, el último grupo presentó propuestas dirigidas a las autoridades y hacia los propios vecinos, para que todos aporten, en el marco de sus competencias y posibilidades, a la lucha contra la inseguridad. Algunas de las propuestas fueron:

-Implementación de un programa municipal que coordine con las instituciones de la sociedad civil en relación a labores preventivas con jóvenes y niños.

-No autorizar eventos de alto riesgo (fiestas chichas) en las vías públicas y actividades en locales de dudosa procedencia.

-Conformación de más juntas vecinales.

-Mejoramiento de alumbrado público en los parques y avenidas principales.

-Colocación de cámara de vigilancia en lugares estratégicos de mayor incidencia delictiva.

-Ordenamiento  y empadronamiento de las mototaxis.

-Vigilancia permanente por parte de los serenos en lugares estratégicos.

 -Salir a fiscalizar, con las juntas vecinales, que la municipalidad y la policía, cierren los lugares clandestinos de prostitución y de venta de alcohol.

-La Municipalidad deberá destinar un fondo de compensación social para desarrollo humano.

-Hacer que el Comité Distrital de Seguridad Ciudadana funcione liderado por su alcalde.

Estos resultados fueron comentados por los representantes municipales y policiales, quienes informaron sobre acciones que ya están tomando y tomarían en el futuro. Además, se acordó que los resultados de los grupos sean sistematizados por el Padre Juan y entregados al Comité Distrital de Seguridad Ciudadana (CODISEC) de Villa María del Triunfo en su próxima sesión. Recordemos que el CODISEC está conformado por el alcalde distrital, la Gobernadora, el comisario del distrito, representantes del Ministerio de Salud, Ministerio de Educación, de la Iglesia y de las Juntas vecinales.